21012020Mar
Última edición: Lun, 20 Ene 2020 9pm

El Celta despidió la Liga con un empate y con un gol con una dedicatoria muy especial. Y es que Iago Aspas tras marcar su tanto de penalti se fue corriendo hacia el banquillo para celebrarlo con Eduardo Berizzo, en el que era el último partido del técnico argentino en el banquillo celeste. La Real empató a diez minutos para el final, Hjulsager, con un auténtico golazo, hizo el 2-1 y Juanmi marcó el 2-2 en el descanso. Tras el encuentro, el público y los jugadores le brindaron un emotivo homenaje a Berizzo.

Balaídos acogía este domingo un partido triste: el último de Eduardo Berizzo como entrenador del Celta. El técnico anunció el sábado que no había llegado a un acuerdo con el club para renovar su contrato y se esperaba el juicio de la afición en este encuentro ante la Real Sociedad. Pues bien, la mayoría de la afición está con el argentino.

Eduardo Berizzo anunció este sábado que no seguirá en el Celta la próxima temporada y el club ya busca sustitutos. Los nombres que han sonado con más fuera son los de Mauricio Pellegrino y Juan Carlos Unzué, pero podría haber un tapado. Y es que en Chile aseguran que el actual técnico del Universidad de Chile, Guillermo Hoyos, tiene una oferta del club celeste.

El Celta cierra este domingo una temporada de ensueño, una de las mejores de su historia. Pero en Balaídos no se vivirá una fiesta. Al contrario. La marcha de Eduardo Berizzo, anunciada por el propio entrenador este sábado, acapara todo el protagonismo y tiñe el encuentro ante la Real Sociedad de un sabor amargo. Además, la afición emitirá su juicio. Una gran parte del celtismo está muy disgustada con la directiva porque considera que no ha hecho todo lo que estaba en su mano para retener a Berizzo.

Este sábado se está celebrando en el hotel Coia la tradicional cena de las peñas del Celta de final de temporada. A ella ha acudido el alcalde Abel Caballero, pero no el presidente Carlos Mouriño, como suele ser habitual que haga. El máximo representante del club celeste en el acto fue el vicepresidente Ricardo Barros, que en su discurso no hizo referencias a la marcha de Eduardo Berizzo.

música

tráfico

vigo