23102019Mié
Última edición: Mar, 22 Oct 2019 6pm

Tras reunirse con la Federación de Peñas del Celta este martes por la tarde, el Concello de Vigo ha anunciado este miércoles que próximamente enviará al club la información detallada de “cómo va a quedar” la grada de Río Bajo a partir de la temporada 2020-21. De esta manera, la entidad que preside Carlos Mouriño podrá saber a qué atenerse a la hora de reubicar a sus socios y planificar esa campaña.

Los plazos de las obras de Balaídos, y en concreto los de la grada de Marcador, van camino de convertirse en un galimatías. Si hace una semana Abel Caballero anunciaba que toda la tramitación iría “a uña de caballo” para iniciar los trabajos lo antes posible, este martes le ha comunicado a la Federación de Peñas que la demolición de la bancada no se producirá hasta finales de mayo.

Abel Caballero había guardado mutismo absoluto sobre sus planes para la grada de Marcador después de que la Federación de Peñas del Celta le exigiera que iniciara las obras “de inmediato”. El alcalde anunció una próxima reunión con los representantes de los aficionados y llamó a los medios a esperar a ella para informar de su decisión al respecto.

El Concello de Vigo citará la próxima semana a las peñas del Celta para informarles sobre la decisión que ha tomado respecto a la reforma de Balaídos, concretamente al inicio de las obras en la grada Marcador y a la ampliación del espacio entre filas de los asientos de Río Bajo.

Abel Caballero sigue sin hacer pública su decisión sobre el inicio de las obras de reforma de la grada de Marcador, en Balaídos. En su día pidió la opinión de las peñas para retrasar los trabajos a marzo o mayo, a su elección. Los aficionados le respondieron de forma tajante: tienen que comenzar “de inmediato”. Ahora el alcalde de Vigo guarda silencio al respecto a pesar de ser preguntado por ello por los periodistas.

sucesos

economía